Algo distinto

Paco Prado

Los logísticos nos quejamos de los políticos, al menos en los corros de los pasillos de los eventos. Que si no nos consideran, que si no nos quieren, que si no coordinan departamentos y ministerios para defender la logística como se debiera, que si no se priorizan las inversiones más rentables... Y nos duele cuando se ataca nuestro sector o no se lo defiende como se debiera. A esto se suma la memoria, esa que nos dice que en épocas preelectorales como la que se avecina en algunas comunidades, estamos condenados a tragar quina al ver cómo unos y otros utilizan las infraestructuras logísticas como arma arrojadiza. En los próximos meses… ¡Vamos a leer y a oír cada cosa…!

| 23 noviembre 2018 - Actualizado a las 05:20h
En todos esos aspectos poco o nada hemos conseguido en los últimos años. Ante el panorama descrito, quedan dos vías: continuar haciendo y diciendo lo mismo durante toda la vida para, seguramente, conseguir lo mismo. O hacer las cosas de otra forma, como vía para que sucedan cosas diferentes. Se me ocurre que predicar con el ejemplo pueda ser una vía esperanzadora, por distinta. Podrían los logísticos creerse de verdad el peso de nuestro sector en la economía global y hacerse de valer y respetar....

Para seguir leyendo hazte premium

Escoja el modelo más adecuado

¿Ya tiene una cuenta? Inicie sesión