Botellín reservado

Paco Prado

Hay dos formas de tomarse todo esto. Lo del trabajo, digo. Como es o a la tremenda. La prueba del algodón para saber cómo nos lo tomamos se puede aplicar estos días. Si se va uno tranquilo de vacaciones, desconecta y vuelve con una sonrisa, es que está haciendo las cosas bien. Si cada vez que alguien nos dice que hemos de desconectar, que no es para tanto, que somos afortunados, nosotros nos indignamos ante el menosprecio que se hace de nuestro rol, es que tenemos un problemilla. Si además pensamos que somos el equilibrio del cosmos y sus alrededores, es que tenemos un problema. Si nos pensamos imprescindibles, estamos ante un auténtico problemón.

| 26 julio 2019 - Actualizado a las 05:20h
Es la logística el sector que las tiene más grandes. Las cifras, las estadísticas, digo. Por eso a veces nos cegamos con la transcendencia de lo que hacemos. Hasta confundirnos. La grandeza verdadera está en el corazón de las personas, no en su cartera.Dentro de la grandeza cierta del sector, hay empresas y directivos que están en la cúspide de la cadena alimenticia. De ellos tengo el inmenso placer de conocer de cerca a algunos, para mí los más sabios, que mantienen su cable a tierra y se rodea...

Para seguir leyendo hazte premium

Escoja el modelo más adecuado

¿Ya tiene una cuenta? Inicie sesión